diciembre 29, 2010

Justicia sin hija, sin madre, sin familia...

El 16 de diciembre pasado, junto con Marisela Escobedo Ortiz también asesinaron una parte de cada un@ de l@s chihuahuenses.

Efectivamente, no es "la primera" víctima de un feminicidio en Chihuahua, la primera ni (ojalá fuera) la última persona que muere de manera cruel, despiadada.

Pero su crimen es particularmente doloroso por la forma en que le fue negado "el derecho" de pedir justicia por su hija Rubí Frayre Escobedo (asesinada  brutalmente hace 2 años ), por la indiferencia de la sociedad (todos), por la negligencia de los "encargados" de la justicia a nivel local y federal.

Incluso (para los corazones más duros) al ver en el video la indefensión de esa mujer que corrió sin éxito por su vida, cayendo a la entrada del Palacio de Gobierno, deben eliminarse todas las dudas sobre si es o no relevante para todos esta tragedia.

Ojalá le alcanzara la mano al Gobernador Duarte para lavar la sangre, no sólo de Marisela a la entrada del Palacio de Gobierno, sino de todo el estado. Y, con esa limpieza, lavara también la conciencia de quienes han contribuido para que Chihuahua "viva" en un duelo permanente.

Ojalá el sentimentalismo del año nuevo hiciera "el milagrito" y nos trajera de "Reyes" la esperanza de que los culpables, de éste y otros miles de asesinatos, realmente pagarán por lo hecho ante la ley del hombre, pues la ley de Dios sin duda les llegará, pero no se tranquiliza nuestro corazón con esa crédula espera.

Quienes se habían limitado a "charlas de sobremesa y/o de café", de lamentaciones personales y miedos bajo las cobijas, deben asumir que ya no hay vuelta de hoja. Este asunto nos toca a tod@s. Pues si a cualquier chihuahuense, mexicano, en general le pueden arrancar la vida un día de estos, significa que también es de competencia, de interés y opinión públicos lo que (no) sucede con la justicia.

Dios nos agarre confesados... mientras tanto, de "perdis" llevemos una vela a Marisela. Allí, a los alrededores del palacio del pueblo, que si bien ha albergado temporalmente inquilinos nefastos, es nuestro, de la "raza", de la gente... nuestro

Llevemos calladamente nuestra vela, encendámosla y así pidamos por que se ilumine Chihuahua, que se les "prenda el foco" a las autoridades, que se encienda nuestra cordura. 


Pidamos por las almas de quienes han caído por la estupidez, la corrupción y negligencia; por los que están privados de su libertad; por las familias (como la de Marisela) que han emigrado aterrorizados, amenazados. 


Pidamos con todo el corazón por que podamos ver el 2011, gozarlo... vivirlo.

IMD

Una semana antes del asesinato de Marisela... Una de sus mantas.

 22a Kaminata vs la muerte

Rubí Marisol Frayre Escobedo, q.e.p.d. (Hija de Marisela Escobedo)

"Altar" por Marisela, dos días después de su asesinato

 Altar (de noche)

 Velas rodeando Palacio de Gobierno (Noche)

 Las faltas de ortografía sobran, si es reclamo popular.

En conclusión... No hay justicia en México! (Letreros pegados en muros del Palacio)

 Reclamo por las velas que "desaparecieron" cuando fueron robadas x personal de gobierno.

 Desconozco al ingenioso autor material de que este hermoso niño Jesús haya aparecido
enmedio del "altar" que hasta ayer estaba a la entrada del Palacio de Gob. (Sobre la C. Libertad)
Tristemente, Jesús vino a Chihuahua a nacer enmedio de la injusticia.

 Frases de Marisela, días antes de su asesinato. (Hoja pegada en muros del Palacio)

Ingenioso mensaje entre las velas.

 Momento en que los "marchantes" (valga la expresión) de la 23a Kaminata vs la muerte depositaron sus velas en la escalinata lateral del Palacio de Gobierno en Chihuahua (C. Vicente Guerrero)

 Algunos de los ciudadanos que se han manifestado... "Casualmente" en otras ciudades del país y del mundo los manifestantes son muchas veces más que en Chihuahua... Parte de la modorra en la que nos tienen, en la cortina de humo que nos dejamos envolver.

No hay comentarios.:

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...